jueves, 1 de diciembre de 2011

Series de temporada: The Walking Dead

Esta temporada estoy siguiendo unas cuantas series, y sin que sirva de precedente, las sigo bastante “al día”. Ahora mismo estoy viendo las temporadas actuales de The Walking Dead, Mujeres Desesperadas y Pan Am, la primera temporada de Mad Men y High School of the Dead, un anime de zombies y mujeres explosivas.

Me gustaría hacer un análisis de todas las series, pero mis experiencias previas me dicen que soy una persona que tiende a emocionarse con los primeros capítulos y acabo defendiendo algunas cosas que unos capítulos más tarde se convierten en un auténtico peñazo (como por ejemplo Gossip Girl). Así que voy a aprovechar el parón de mitad de temporada de “The Walking Dead” para explicar como va la cosa de momento.

En esta promo prometen más de lo que luego dan... 
que conste

La primera temporada de “The Walking Dead” empezó muy bien, pero se fue desinflando un poco. A pesar de ello era una muy buena serie, y como cómputo global la aprobaría con buena nota. La segunda temporada empieza muy bien: en el primer capítulo los supervivientes del holocausto zombie tienen que sobrevivir a una avalancha de caminantes escondidos debajo de coches, siendo este un momento de verdadera tensión y canguelo. Pero, a pesar de ello, este primer capítulo muestra algunos defectos de la temporada: resulta que de un año para el otro los patrones de comportamiento de los no muertos han cambiado, y donde antes se guiaban por el olfato, ahora lo tienen atrofiado y se basan en la vista. Raro. A los aficionados a los “monstruos” nos gusta saber sus puntos fuertes y débiles, y montar teorías para escaparte de ellos. Así que estas inconsistencias, por muy frikis que sean, le restan calidad a una serie de buena factura.

Por otra parte, la historia se centra demasiado en la búsqueda de una niña desaparecida y en la estancia del grupo en una granja con nuevos supervivientes, que está bien, pero se hace cansino cuando en muchos capítulos aparece un solo zombie y de manera anecdótica. Necesitamos acción y más carnaza, que esto parece la hora del té. Y encima tenemos un problema añadido: la serie es pretendidamente lenta, para desarrollar las vidas de los personajes, pero la verdad es que los caracteres de cada uno son bastante huecos y no llegas a conectar con (casi) ninguno de una manera especial.


Y después de despellejar, lo bueno: a pesar de lo que he dicho, cada semana estoy esperando un capítulo nuevo, porque tiene intriguilla, y es una serie muy bien realizada. Las decisiones morales o de supervivencia del grupo tienen mucha importancia, y consiguen hacerte pensar qué harías tú en su lugar. Y los (pocos) momentos en que salen zombies son la mar de entretenidos, ¡qué narices!

Así que, visto lo bueno y visto lo malo, pienso que estamos ante una segunda notable, con muchísimo potencial pero torpe en ciertos elementos, todo por no quedar definido claramente si quiere agradar a los fans de la carnaza o a los de la profundidad del contenido. Y en dos temporadas ya seria hora de empezar a decidirse, ¿no?

De momento le doy luz verde a la serie, seguiré viéndola.

Entradas relacionadas

Related Posts with Thumbnails