miércoles, 24 de julio de 2013

Atrapados en Chernóbil / Chernobyl Diaries: La ficción no tiene nada que ver con la realidad...

Recién llegado de mi viaje a Ucrania, y aprovechando que hicimos una excursión por la zona de exclusión donde ocurrió el accidente de Chernóbil (Chernóbil – zona de los reactores nucleares – Prípiat), decidí ver la película de terror Atrapados en Chernóbil, para completar mi “experiencia ucraniana”.


Atrapados en Chernóbil es una película de terror bastante flojita, que no sabe aprovechar el potencial del escenario que se plantea. El caramelo del desastre de Chernóbil era demasiado goloso para lo poquito que lo han aprovechado. La que podría ser una interesante película situada en una zona que, por culpa de la radiación, ha sido devorada por la naturaleza y infestada de seres mutantes, se queda en una tontería plana, inconexa y que no da nada de miedo.

Foto fesibuk!

Y para colmo de todos los males, después de visitar la zona, todavía le he visto más fallos en la película. En primer lugar, las medidas de seguridad que se muestran en la película son muy “sui géneris”. Se presenta un solo puesto de vigilancia cerca de Prípiat, que no se parece en nada a los reales, y encima está mal situado. Para colmo, para llegar hasta esa zona tienes que pasar dos controles previos, enseñando el pasaporte, así que nadie se cree que los “pobres” protagonistas lleguen a la ciudad sin ser controlados por nadie. La ciudad que han “reconstruido” para la película se inspira en la realidad, pero han hecho una labor de documentación nula: ni siquiera la parte del parque de atracciones, una de la más reconocible de la ciudad en la actualidad, tiene una estructura parecida a la real, y en un momento de la cinta se dice que tuvieron que evacuar la ciudad en pocas horas, movilizando a cinco mil personas, ¡¡cuando en la realidad vivían más de cuarenta mil!!

La furgoneta nos ha dejado tirados en plena noche... obviamente...

Datos “rigurosos” aparte, la película es bastante simplona, y recurre a los trucos más manidos del género para alargar la trama (en verdad, si se quedan tirados donde parece que se quedan, tenían una salida con guardias a muy pocos metros, que habrían hecho que se salvaran, pero misteriosamente sí llegan hasta el reactor nuclear que está a varios kilómetros y completamente sellado...), y tiene el tufillo imperialista americano que ya hemos visto un ciento de veces y que tanto nos canta ya por esta zona del mundo.

Una película bastante mala, seguro que encontráis algo mejor para ver.

Puntuación “El Rotoscopio”: 1/5

Entradas relacionadas

Related Posts with Thumbnails